Imprimir

Resultado de imagen de vicepresidente de CMA CGM, Rodolphe Saadé

El vicepresidente de CMA CGM, Rodolphe Saadé, cree que existe una gran probabilidad de que la crisis que atraviesa el mercado logístico se lleve por delante a más compañías tras Hanjin Shipping.

El representante de la tercera firma logística más importante del mundo participó esta semana en el Danish Maritime Days, el principal foro en este ámbito, donde tras expresar su desazón por la quiebra de Hanjin Shipping alertó de la posibilidad de nuevas bancarrotas. "Creo que la concentración es el campo de juego en nuestra industria", expresó Saadé ante 240 delegados en la conferencia, donde el puerto de Algeciras tuvo como representante a su director general, José Luis Hormaechea.

Tras resaltar que se han experimentado tiempos difíciles en los últimos meses, Saadé dijo estar seguro de que habrá más quiebras. "La desaparición de Hanjin Shipping es una lástima", comentó el alto directivo, quien vinculó lo sucedido al extremadamente cambiante entorno que atraviesa la industria logística internacional.

Según Saadé, lo sucedido a Hanjin debe servir de lección al resto de las navieras "porque puede volver a ocurrir", por lo que llamó a los armadores a evitar un mayor descenso de los precios de sus servicios de transporte para no ahondar aún más la crisis.

El vicepresidente de la naviera señaló no tener claro cuándo volverá el equilibrio entre oferta y demanda, por lo que sostuvo que se requerirá de algo más de tiempo, el desguace de flota ineficiente y una paralización en los encargos de nuevos buques portacontenedores para compensar la caída.

CMA CGM completó este año la adquisición de Neptune Orient Lines (NOL), en su momento la décimo segunda naviera del mundo, en un mercado que tiende hacia menos operadores para paliar el exceso de oferta.